La princesita

¡Qué onda, chavos! En esta ocasión me encuentro especialmente de buen humor y me gustaría compartirles el motivo. Para esto, he de retroceder en el tiempo y contarles desde el principio.

Cuando yo era niña vi la película de “A Little Princess” (1995), dirigida por el mexicano Alfonso Cuarón, y basta con decir que me encantó. Ha sido de las películas que más marcaron mi infancia porque en ella existe la magia, además toma temas como la orfandad y el tan de moda bullying, que ha estado presente desde que el hombre es hombre.

La adaptación cinematográfica está basada en la novela de Frances Hodgson Burnett, del mismo nombre, publicada a principios del siglo XX.

Para contextualizar un poquito, la sirvienta del internado, Becky, es negra mientras que Sara es una niña güera y de ojos verdes, inglesa, educada en las artes y los idiomas, con una mente curiosa y perspicaz. Sara llega de la India a un internado en Nueva York ya que la primera guerra mundial acaba de estallar y su padre, el Capitán Crewe, es requerido en la guerra, no hay quién la cuide en la India. Debido a su bagaje cultural, Sara en realidad no ve problema alguno en hablar con Becky y hacerla su amiga. Así, un día Sara sigue a Becky hasta su cuarto y ve que los zapatos le lastiman, así que decide regalarle un muy fino par de zapatos.

Después por vueltas del destino, Sara termina viviendo junto con Becky en el desván, recibiendo el mismo trato que ésta. Becky tenía guardado un obsequio para Sara, ya que su cumpleaños acababa de pasar y no había tenido oportunidad de dárselo, y le regala nada más y nada menos que ¡una bonita almohada! (No, en serio me encantaba esa almohada). Sara tenía una gran imaginación y se la pasaba contando historias sobre la India, y de lo que Becky lograba escuchar sobre las historias y la India se imaginó cómo debía ser y decidió bordarlo en la almohada para que Sara no estuviera tan “home-sick” al encontrarse tan lejos de su tierra natal.

Y ¿qué tiene que ver todo esto con mi buen humor? Se preguntarán.

Pues bien, hace aproximadamente un año me dio varicela en vacaciones de diciembre, y naturalmente no podía hacer nada ni salir a ninguna parte. Fue entonces cuando recordé esa escena de la película y lo mucho que quería tener esa almohada, ya que si bien la escena no es especialmente memorable, sí lleva en ella un gesto de buena voluntad y agradecimiento. Así que mandé a mi madre al centro a que me comprara un poco de tela e hilos de colores para ¿por qué no? Yo hacerme mi propia almohada estilo “Princesita”.

Después de mucho esfuerzo y dedicación (y un año de no trabajar en la almohada), aquí les dejo con orgullo mi mayor logro en manualidades.

Como dato extra, tuve que sacar la imagen directamente de la película puesto que no pude encontrar ni una sola foto de esa almohada. Tuve que copiar el dibujo, primero en papel y lápiz, luego remarcarlo con un papel carbón sobre tela, para finalmente acudir a mi abuelita, quien es la experta  de la familia en corte y confección.

Si han tenido alguna experiencia similar, por favor compártanla  =). Hasta la siguiente semana.

Saludos,

Clarissa.

Anuncios

Acerca de Paax Sound

El nombre de la organización, Paax, es originario de la lengua maya, para nunca olvidar de dónde venimos, y significa música. Lo juntamos con una palabra en inglés, sound, visualizándonos como una futura empresa de clase internacional. Somos una Organización con el fin de proporcionar soluciones y servicios en Audio

Publicado el julio 24, 2013 en Arte Visual, Glosario y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. 1 comentario.

  1. Tiene mucho que vi la película, pero más o menos recuerdo de qué trata. Creo que a más de uno le gustaría tener algún artefacto de película, y eres afortunada en poder decir que tienes una réplica genuina de una representación del original, o algo así. :p

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: